A todos nos gustaría ser reconocidos y recordados por lo que hacemos. Esa identidad se construye generando un discurso único, que conecte emocionalmente con tu público, con una estrategia definida y una estética que potencie lo que haces.

Para crear una marca que marca debes conocer aspectos de la industria, el cliente y tu propósito.

El cliente ya no busca información del producto, busca la experiencia que le proporciona la marca. ¿Pero qué es esto de la experiencia de marca? “Una marca representa las asociaciones intelectuales y emocionales que la gente construye con una compañía, producto o persona. Es decir, la marca es algo que finalmente yace en el interior de cada uno de nosotros.” “La experiencia de marca, es el acercamiento estratégico para convencer a personas de ejecutar acciones productivas a través de la planificación y ejecución coordinada de cada interacción
posible, que sostengan con la empresa o productos.” Es la suma de la experiencia que tiene un cliente en cada uno de los contactos que tiene con la marca, y al hablar de contactos se incluye desde el momento en que sabe de ti, oye hablar de ti, hasta que decide comparte y prueba el producto o servicio. Todos los contactos que tenga el cliente con la marca
irán definiendo su posicionamiento, pero más allá de eso generará emociones en el cliente que definirán su toma de decisión presente y futura.

1. Crear o transformar una marca

Revisa la promesa de la marca y valorar si se puede transformar en una experiencia. Pepsi puede convertir su producto en un momento de generación y libertad.
Coca-Cola, es capaz de traducir la felicidad en un momento de consumo.
Revisa el propósito de tu marca y sus valores.

2. Elegir tu público ideal

Dibuja el mapa de contacto que tiene un cliente con la marca. Define cada uno de
los puntos de contacto por los que pasa un cliente contigo, desde cómo busca información de ti o le llega ésta a él, hasta que se va a casa con el producto.

Cómo identifica al cliente ideal ten precaución en no confundira clientes, consumidores y usuarios. Utiliza herramientas para empatizar con tu cliente como el Mapa de empatía.

3. Identidad visual

Establece una identidad visual consistente y coherente. Revisa que elmentos que componen la identidad visual y conectan con tu producto y tu cliente.

Diseña un plan de acción para cubrir todos y cada uno de estos puntos imaginando el circuito completo de contacto de un cliente con la marca. Publicidad – llamada telefónica – pedido – recepción de paquete – uso de producto – comentario con un amig@ sobre el producto – lectura en una nota de prensa. Describe acciones concretas, guiones, políticas, reglas, procesos, etc. lo que sea necesario para asegurar que tu personal tangbilize la "experiencia” que quieres que viva el cliente. Inclusive a veces es necesario hacer cambios en formas de producción, empaques o instalaciones

4. Identidad verbal

Utiliza recursos como slogans, juega con el vocabulario, define tus mantras o frases que complementen la identidad verbal que potencia la personalidad de tu marca. Herramientas para crear una personalidad única.

5. Estrategia de marca

Mide los resultados de la Experiencia de Marca. Como todo en el Marketing debes
intentar medir los resultados, lo puedes hacer a través de investigaciones de posicionamiento de imagen, encuestas de satisfacción y otras herramientas, lo importante es que fijes indicadores para saber si tu plan de acción está funcionando:
índice de reclamaciones, incremento de recomendaciones, etc.

Plasma toda la narrativa en un Manual de Marca, el que podremos y deberemos consultar cada vez que realicemos alguna producción de material gráfico, evento u otro elemento donde se comunique la marca. ¿Por qué? Para asegurar que la identidad de la marca siempre esté presente tal y como la definimos.

Articulo adaptado de zeBRAND Magazine Vol 1

Descargas

Ebook Branding

Revisa un ameno Live junto a Cesar Domínguez director de innovación y desarrollo en zeBRAND, académico y program Manager de la D-School de la Universidad Mayor.