“Creo que estuvimos justo en el momento en que las personas necesitaban encontraran esas soluciones. Esto es algo que en emprendimiento se llama timing: cuando lanzo una solución y si está efectivamente disponible para las personas que tienen un problema urgente”.

De esta forma, Bastián Inostroza —alumni de la Escuela de Nutrición y Dietética de la U. Mayor— describe su trayectoria como emprendedor en los últimos 6 meses.

Y es que Inostroza, junto a Camila Vergara, egresada de la misma carrera, han logrado darle "el palo al gato” con el emprendimiento que ambos fundaron hace poco más de un año, el cual conecta a empresas y proveedores de servicios en Perú, Argentina, Chile y El Salvador.

Se trata de Fooxy, una iniciativa pionera de marketplace en la región, en la cual trabajadores independientes pueden ofrecer sus servicios y remunerar de forma remota, conectándose con empresas o clientes que requieran de su trabajo. Un tipo de servicio que con el estallido social se volvió cada vez más requerido, pero que con la emergencia sanitaria provocada por el Covid-19 se tornó una necesidad urgente.

Nosotros, antes de implementar el proyecto, testeamos y suponíamos que todas estas adaptaciones tardarían años en instalarse completamente, en un periodo que estimábamos de 10 años. Pero debido a la pandemia todo este proceso se adelantó a meses y semanas”, explica Inostroza, quien a comienzos del 2019 ganó un concurso de incubación de proyectos de la Dirección de Emprendimiento de la Universidad Mayor, con el cual logró realizar una pasantía en el Babson College (Massachusetts, EE.UU.), desde donde nació y afinó la iniciativa junto a su compañera, Camila Vergara.

- Bastián, como plataforma de marketplace están cercanos a cumplir un año, ¿de qué forma ha evolucionado Fooxy, especialmente con un contingencia tan agitada?

"Desde el comienzo la idea fue aprovechar las plataformas de este tipo para digitalizar todo el proceso de encontrar trabajo en el segmento freelance. Y actualmente uno de los saltos importantes ha venido de la mano de la pandemia y la anticipación de la digitalización laboral. El contexto obligó a que las empresas interactuaran más en estas plataformas, pero es algo que también se inició con el estallido social. Así, el crecimiento en clientes en Fooxy se ha visto reflejado en más de 400 registros y un número de usuarios activos que está cercano a 35. Esto quiere decir que son personas que están entrando continuamente a diferentes trabajos, prestando sus servicios".

- Imagino que como emprendedores ya están pensando en ir dinamizando a Fooxy, ¿qué ideas tienen?

"Hoy los clientes pueden pagar a través de la plataforma y se les da el contacto del freelance, pero la idea es implementar la posibilidad de que puedan chatear a través de la plataforma para que ese proceso de venta, que hoy hacemos de forma manual, utilizando zoom, pueda quedar automatizado. Esto para que sea más escalable y pueda ir impactando a más personas. Así, no limitaríamos al equipo con ese trabajo. Pese a que somos una empresa tecnológica, debemos seguir avanzando en ese sentido".

- Finalmente, y considerando tu paso junto a Camila por las iniciativas que la Universidad Mayor tiene respecto a emprendimiento, ¿qué idea o lección rescatarías de esta experiencia?

"Rescataría principalmente a las personas que hay dentro de la Universidad, la Dirección de Emprendimiento y La Fábrica. Son de quienes he recibido más apoyo y de todo el ecosistema de emprendimiento que se está creando en la Universidad Mayor. Creo que a la par que nosotros como emprendedores crecíamos, esta Dirección lo fue haciendo también. Y ha sido una evolución acompañada por la Universidad, siempre con el apoyo constante de las personas dentro de la institución".



Fuente: https://www.diariomayor.cl/investigacion/emprendimiento/1768-emprendedores-u-mayor-conectan-a-empresas-y-proveedores-en-tiempos-de-pandemia